10 Feb. 2012

La representatividad del PIT-CNT

Oscar A. Bottinelli – Diálogo con Fernando Vilar

Radiocero y Radio Monte Carlo

El que haya una única central es una gran fortaleza para el movimiento sindical uruguayo. [...] Hay un gran acatamiento de la gente a las decisiones del PIT-CNT y esto es otra fortaleza que exhibe el sindicalismo uruguayo. [...] En este momento el PIT-CNT está en un buen momento de poder, dada la importancia que le atribuye el Frente Amplio. [...] Sin embargo, con este panorama favorable, el PIT-CNT encuentra que en él se refleja y se siente representado solo uno de cada cuatro trabajadores, uno de cada cuatro asalariados [...] Posiblemente la explicación esté por el lado de que hay un desgaste de la imagen sindical producida no por la central sindical como tal, no por el PIT-CNT, sino por varios gremios, varias ramas sindicales, varios sindicatos, fuertemente cuestionadas por la gran mayoría de la ciudadanía.


OAB: El movimiento sindical uruguayo cuenta con un elemento central que es el PIT-CNT. PIT quiere decir Plenario Intersindical de Trabajadores y CNT quiere decir Convención Nacional de Trabajadores. La CNT es la central única uruguaya que surge del Congreso de Unificación Sindical de setiembre-octubre de 1966. Tras el golpe de Estado de 1973 la CNT es declarada ilegal y perseguida. Para el 1° de mayo de 1983, en el marco de la ley de asociaciones gremiales del régimen de facto, se constituye el Plenario Intersindical de Trabajadores, PIT. Al año siguiente se resuelve unificar la nueva denominación de PIT –símbolo de la lucha a la salida de la dictadura- con la vieja denominación de CNT. Así surge la expresión PIT-CNT

JM: ¿Esta quizás es una de las grandes fuerzas del movimiento sindical uruguayo, el contar con una central única?

OAB: Esto que para los uruguayos es un árbol del paisaje, es una excepcionalidad en el mundo. Italia, con larguísima y fuerte tradición sindical, tiene tres grandes centrales y además alguna otra pequeña. España cuenta con dos grandes centrales sindicales. Francia cuenta con más de una central. La realidad uruguaya de central única sindical se entronca más con la tradición británica, escandinava y alemana.

El que haya una única central es una gran fortaleza para el movimiento sindical uruguayo. Por ejemplo, si aquí el PIT-CNT decreta un paro, es realmente un paro nacional, un paro total. En Italia o España el paro es nacional, es total, si coinciden todas las centrales sindicales. Si no, hay paros de carácter parcial, sectorial: los adherentes a una central paran, los adherentes a la otra u otras centrales no paran.

En este país se ha demostrado que en líneas generales cuando el PIT-CNT decreta un paro general, especialmente cuando es un paro completo, por 24 horas, el país se paraliza. Hay un gran acatamiento de la gente a las decisiones del PIT-CNT y esto es otra fortaleza que exhibe el sindicalismo uruguayo. Acatamiento de la gente y ser central única, las dos grandes fortalezas.

JM: Ahora bien, una cosa es la fortaleza y otras es la representatividad ¿Cuánto es de representativo el PIT-CNT?

OAB: Hay varias formas de medir la representatividad: una es por el número de afiliados y su proporción con el conjunto de asalariados (ver análisis La fuerza, la imagen y la representatividad del movimiento sindical, abril 1° de 2011); otra es medir cuánto la gente se siente reflejada y representada en el PIT-CNT. Y esto último solo es medible a través de encuestas.

JM: Presentamos entonces el resultado de la Encuesta Nacional Factum de fin de año.

OAB: Es una encuesta nacional, representativa de todo el país, realizada a personas de 15 años en adelante. La pregunta -cuyos datos vamos a presentar- es:” ¿Usted cree que el PIT-CNT refleja y representa lo que Vd. piensa?”

Los resultados son éstos:


¿Usted cree que el PIT-CNT refleja y representa lo que Vd. piensa?

JM: El PIT-CNT representa lo que la persona piensa, lo dice el 24% de los uruguayos

No representa lo que la persona piensa, lo dice el 34%

Se ve reflejado más o menos en el PIT-CNT, el 17%

Y no opina el 24%.

OAB: De lo anterior surgen dos cosas muy claras. Una, que la opinión prevaleciente es la no representatividad. Por una relación de 34 a 24 predomina que la gente no se siente reflejada en el PIT-CNT. La otra cosa clara es que 4 de cada 10 personas, un poquito más de 4, no se siente representada ni deja de sentirse representada. Se ubica en el más o menos, o en el no opina. Esto también es muy importante.

JM: ¿Y qué pasa con los afiliados a los sindicatos?

OAB: Aquí hay algunos hechos curiosos. Aunque en verdad son normales. En una visión simplista, se puede tender a pensar: todos los afiliados a los sindicatos se sienten representados por el PIT-CNT, ninguno de los no afiliados se siente representado.


¿Usted cree que el PIT-CNT refleja y representa lo que Vd. piensa?

En realidad la cosa va un poco por ese lado, pero es más matizada. No hay un todos ni un ninguno. Entre los afiliados a los sindicatos predomina el sentirse representados y reflejados por el PIT-CNT, en una relación de 42 a 27. A la inversa, entre los que no tienen afiliación sindical, predomina el no sentirse representados, en una relación de 22 a 35.

JM: ¿Y qué pasa con los trabajadores en general? ¿Cuánto se sienten representados?

OAB: Aclaremos que trabajador quiere decir que una persona trabaja, ya sea por su cuenta o como dependiente. Esa es una definición. Otra definición de la palabra es asociar a trabajador con asalariado, con persona que trabaja en relación de dependencia.


En esta definición, como sinónimo de asalariado, alrededor de uno de cada cuatro trabajadores se siente reflejado en el PIT-CNT. Son el 26% de los funcionarios públicos y el 25% de los asalariados privados. Entre los inactivos, que básicamente son los ex trabajadores jubilados, las esposas de trabajadores o ex trabajadores y los estudiantes, en este conjunto, el 27% se ve representado por el PIT-CNT. Vemos entonces que es alrededor de 1 de cada 4 trabajadores dependientes que se ve reflejado en el PIT-CNT: 25, 26, 27%.

En cambio, en la gente que trabaja por su cuenta solo se ve reflejada en el PIT-CNT 1 persona de cada 8, el 12%.

JM: ¿Se da que la gente de izquierda está más próxima al movimiento sindical?


OAB: Esto parece casi obvio: la gente de izquierda está más cerca del movimiento sindical que la gente de los partidos tradicionales. Pero lo que no parece obvio es que no solo no toda la gente de izquierda se ve reflejada en el PIT-CNT, sino que tampoco la mayoría. Es el 38% de los votantes del conjunto sumado de Frente Amplio y Asamblea Popular que se ve representada por el PIT-CNT. Entre blancos y colorados el porcentaje es muy bajo: 13%

Otro punto interesante es que a priori uno pensaría que la gente de mayor edad es la que debe tener más identificación con el sindicalismo, dado que el gran auge de la CNT se dio a caballo de los ‘60 y de los ‘70, y el gran auge del PIT-CNT va desde la salida de la dictadura hasta comienzos de los ‘90. Sin embargo, se observa que son los jóvenes quienes más se reflejan en el PIT-CNT, algo menos los adultos medios y bastante menos los adultos mayores. Esto puede explicarse por la variable política: hay más gente de izquierda entre los jóvenes, un poco menos en los adultos medios, y menos en los mayores.

JM: ¿Podemos ver los porcentajes?


¿Usted cree que el PIT-CNT refleja y representa lo que Vd. piensa?

OAB: Entre los jóvenes, se refleja en el PIT-CNT, el 32%; en los adultos medios, el 23% y en los mayores, el 20%

JM: ¿Y en clases sociales cómo andamos?


¿Usted cree que el PIT-CNT refleja y representa lo que Vd. piensa?

OAB: Lo obvio es que en el nivel alto y medio alto es dónde hay menos apoyo al movimiento sindical, aunque no es nada menor: 16%, En el nivel social medio, o medio medio, es donde hay más apoyo: 32%. Y en el nivel bajo y medio bajo hay un poco menos de apoyo, 24%. Es necesario aclarar que especialmente en el nivel bajo hay mucha gente con trabajo informal, y por tanto, bastante lejos de la sindicalización y de verse beneficiado por la movilización sindical. El nivel medio medio y el medio bajo son los dos niveles donde más se concentran los funcionarios públicos y los asalariados en general.

JM: ¿Conclusiones?

OAB: En este momento el PIT-CNT está en un buen momento de poder, dada la importancia que le atribuye el Frente Amplio. Y además, ese poder se potencia visto lo difícil que le resulta a los gobernantes y parlamentarios frenteamplistas discrepar u oponerse al movimiento sindical.

También es un buen momento si se analiza que puede capitalizar a su favor el gran aumento real que han tenido los salarios en los últimos siete años. 

Sin embargo, con este panorama favorable, el PIT-CNT encuentra que en él se refleja y se siente representado solo uno de cada cuatro trabajadores, uno de cada cuatro asalariados. Parece poco.

Posiblemente la explicación esté por el lado de que hay un desgaste de la imagen sindical producida no por la central sindical como tal, no por el PIT-CNT, sino por varios gremios, varias ramas sindicales, varios sindicatos, fuertemente cuestionadas por la gran mayoría de la ciudadanía: los funcionarios municipales de Montevideo y en menor grado de Canelones, los funcionaros públicos de la Administración Central, los bancarios en general y en particular los funcionarios del Banco República, los funcionarios de ASSE -es decir, lo que la gente llama funcionarios de Salud Pública- los docentes de Secundaria. Estos gremios han provocado un gran malestar en el conjunto de la población, que es lo mismo que decir que han provocado un gran malestar en la mayoría de los trabajadores. Y sin duda este malestar es una de las causas que sea tan bajo el porcentaje de trabajadores que se vean representados y reflejados en el PIT-CNT.