01 Feb. 2013

Una elección entre partidos, fracciones y ... generaciones

Oscar A. Bottinelli – Diálogo con Fernando Vilar

Radiocero y Radio Monte Carlo

Las elecciones nacionales de 2014 presentan con mucha claridad un eje nuevo: la competencia entre generaciones. [...] Lo nuevo es la disputa entre tres generaciones. En realidad, de las pasadas elecciones a hoy, sin bombos ni platillos, en todos los partidos se produjo una formidable renovación generacional.


OAB: Las elecciones nacionales de 2014 presentan con mucha claridad un eje nuevo: la competencia entre generaciones. Es decir, a la competencia natural entre partidos y entre fracciones, se agrega la competencia entre tres generaciones: la nacida en los años cuarenta, la nacida en los años cincuenta y comienzos de los sesenta y ahora aparece la nacida en los años setenta. Es decir, la gente que a la hora de las elecciones tendrá setenta y pico, la de cincuenta y pico o los sesenta, y ahora la gente de los cuarenta y pico. La novedad es la competencia de tres generaciones en forma simultánea.

El desafío explícito en términos generacionales fue hecho por el novel precandidato nacionalista Luis Lacalle Pou, contra todas las generaciones anteriores. Y reconoce como antecedente la constante en el discurso político partidario del prosecretario de la Presidencia de la República Diego Canepa.

FV: ¿Es decir que ahora sí se estaría en discusión un recambio generacional?

OAB: No exactamente. Lo nuevo es la disputa entre tres generaciones. En realidad, de las pasadas elecciones a hoy, sin bombos ni platillos, en todos los partidos se produjo una formidable renovación generacional.

La casi totalidad de los dirigentes de primera fila de los cuatro partidos políticos están hoy en la franja de la cincuentena; llegan a las elecciones nacionales, dicho con aburrimiento académico en el tramo etáreo de 50 a 62 años. Es la generación nacida en los años cincuenta y comienzos de los sesenta del siglo veinte.

Basta ver la lista de figuras que encabezan sectores políticos, se postulan a encabezar listas al Senado con probabilidades de obtención de bancas, o sus nombres rondan como candidatos, precandidatos o aspirantes a candidatos presidenciales o vicepresidenciales, o al gobierno de Montevideo. Es el elenco político de primera fila. Asimismo, simultáneamente se completa el retiro de las dirigencias políticas que protagonizaron la actividad política nacional desde la restauración institucional, y varios de ellos con anterioridad a la restauración institucional.

FV: ¿Vemos nombres?

OAB: Sí, empecemos por el Frente Amplio. Una lista –como toda lista incompleta y sin duda, con olvidos- permite ver que en esta generación que adquiere protagonismo está la presidente y los tres vicepresidentes del Frente Amplio (las edades que voy a mencionar son a la fecha de las elecciones nacionales): Mónica Xavier (57 años), Juan Castillo (56), Rafael Michelini (55) e Ivonne Passada (58). Pero también domina en el primer nivel de las corrientes frenteamplistas: Eduardo Brenta (55), Oscar De los Santos (52), Fernando Lorenzo (54), Eduardo Lorier (62), Daniel Martínez (57), Constanza Moreira (54), Ana Olivera (60), Enrique Pintado (56), Raúl Sendic (52). Repito que las edades mencionadas son a la fecha de las elecciones nacionales del año que viene.

FV: ¿Y en el Partido Nacional?

OAB: En el Partido Nacional en la generación de la cincuentena y algo más están (otra vez repito que los años de edad son a la fecha de las elecciones nacionales) el presidente del Partido Nacional Luis Alberto Heber (56) y el ex presidente del Partido y ex candidato único del Partido tanto a presidente como a vicepresidente Jorge Larrañaga (58). Y prácticamente todos los dirigentes que tienen o han tenido aspiraciones presidenciales o a encabezar listas senatoriales o disputar el gobierno de Montevideo: José Carlos Cardoso (56), Francisco Gallinal (57), Jorge Gandini (56), Javier García Duchini (50), Gustavo Penadés (50), Ana Lía Piñeyrúa (59), Jorge Saravia (56). Repito una vez más que las edades mencionadas son a la fecha de las elecciones nacionales del año que viene.

FV: ¿Y en el Partido Colorado y el Partido Independiente?

OAB: En el Partido Colorado la renovación generacional comienza en las pasadas elecciones y se expresa en su candidato presidencial dominante Pedro Bordaberry (54) y las dos primeras figuras de la corriente contendiente (Propuesta Batllista): José Amorín y Tabaré Viera, ambos con 59 años cuando las próximas elecciones nacionales.

En cuanto al Partido Independiente, nació con una nueva generación a la cabeza, donde su presidente Pablo Mieres contará cuando las elecciones con 55 años y el vicepresidente Iván Posada con 60.

Repito otra vez que las edades mencionadas son a la fecha de las elecciones nacionales del año que viene.

FV: Esta es la generación dominante, pero tiene una arriba y otra abajo.

OAB: Arriba está la generación en retiro, la de quienes nacieron en los años cuarenta. A ella pertenece el ex presidente Luis Alberto Lacalle, que en las próximas elecciones pasará a retiro en cuanto a lo electoral.

Pero que siguen en actividad electoral a dicha generación pertenecen el ex presidente y probable candidato presidencial del Frente Amplio Tabaré Vázquez, con 74 años a la fecha de las elecciones nacionales y que en caso de ganar asumiría su segundo periodo con 75 años, una edad más avanzada con la que asumieron el actual presidente José Mujica, que lo hizo con 74, y Jorge Batlle, que lo hizo con 72.

En la generación de la setentena también está, a nivel de máximas figuras, el actual vicepresidente de la República y líder de Asamblea Uruguay y del Frente Liber Seregni Danilo Astori, con 74 años al igual que Vázquez a la fecha de las elecciones nacionales. Y la figura hoy número uno del Movimiento de Participación Popular, la senadora Lucía Topolansky, que llegará con 70 recién cumplidos. Con un año más que ella, 71 a la fecha de las elecciones, cuenta el líder de la Vertiente Artiguista Enrique Rubio.

La generación de la setentena en la primera fila sobrevive solamente en el Frente Amplio

FV: Y ahora viene el desafío más joven

OAB: Efectivamente, cuando todavía no terminó de asentarse la generación de la cincuentena, le aparece el desafío de una generación más joven. Ese desafío es una incógnita, si llega en el momento oportuno o es un desafío prematuro, eso lo dirán primero las elecciones y después el tiempo, el periodo poselectoral. Y en las elecciones lo dirán el 1° de junio, el 26 de octubre y eventualmente, de haber balotaje, el 30 de noviembre.

De esta generación hay un único exponente en la carrera presidencial, en el Partido Nacional, que es el candidato del herrerismo y aliados, el actual diputado Luis Lacalle Pou, con 41 años a la fecha de las elecciones nacionales. Y de esta generación es el hombre fuerte de la Presidencia de la República y arquitecto de un espacio mujiquista no 609, Diego Cánepa. También con 41 a la fecha de las elecciones.

FV: Y que pasa con la carrera presidencial

OAB: La carrera presidencial parecería que va camino a estar jugada por Tabaré Vázquez en el Frente Amplio, entre Jorge Larrañaga y Luis Lacalle Pou en el Partido Nacional y entre Pedro Bordaberry y José Amorín en el Partido Colorado. La candidatura del nuevo batllismo todavía no ha sido definida, pero manejemos este nombre como hipótesis. Y ninguno de los casos manejamos probabilidades, no decimos cuál es el candidato con más chance, sino quienes son los principales en junio.

Desde el punto de vista generacional vemos al Frente Amplio con un candidato de la setentena, al Partido Nacional con una disputa entre un candidato de la generación intermedia y otro de la joven, uno de los cincuenta y otro de los cuarenta; y al Partido Colorado lo vemos con dos posibles candidatos ambos de la cincuentena.

Esta es la arquitectura generacional del sistema político uruguayo y de la competencia electoral del año que viene, del 2014.

PD: En un espacio posterior si cubrió una omisión. Casi en la setentena llega a las próximas elecciones el nacionalista Sergio Abreu